Las Mezclas de Alimentos Más Inadecuadas


INTRODUCCIÓN

mezclas-alimentos-perjudicialesLas mezclas de alimentos y sus buenos o malos efectos sobre la salud se han vuelto cuestiones de importancia para un sector de la población preocupado por la salud y su alimentación.

Las interacciones entre nutrientes y otras sustancias de los alimentos son bastante complejas y desconocidas, si bien es cierto es que estas mezclas no suelen ser, por lo general, realmente dañinas, mas podrían empeorar nuestra alimentación.

Por ello, sin obsesionarnos demasiado -pues el perjuicio no lo merece-, y dejados atrás los mitos más recurrentes en cuanto a mezclas de alimentos, veamos qué mezclas no son las más aconsejables si queremos, sin riesgo de cometer errores por desconocimiento, aprovechar el máximo de los nutrientes que tomamos con los alimentos.

 

1.- SUSTANCIAS QUE COMPITEN POR LA ABSORCIÓN

Algunos nutrientes comparten las mismas vías a la hora de ser absorbidos durante el proceso de digestión, razón por la cuál de ser consumidos conjuntamente puede verse reducida parcialmente la absorción total de dichos nutrientes. Estos son algunas de las interacciones más interesantes:

 

CALCIO Y HIERRO, DOS IMPORTANTES MINERALES

Si tomamos alimentos ricos en calcio -como la lece, el queso o los yogures- junto con alimentos ricos en hierro -como las legumbres, el marisco o las carnes-, parte del total consumido podría desaprovecharse, siendo el hierro el mineral más perjudicado de esta mezcla.

Por ello, planificar su distribución en la dieta y en las diferentes comidas es aconsejable en grupos de población con altos requerimientos de hierro –como los niños o las mujeres en edad fértil-, en vegetarianos, o en aquellos que sufren con frecuencia anemia por falta de hierro.

 

FÓSFORO Y CALCIO, CONPONENTES DE TUS HUESOS

El calcio y el fósforo representan el 70% del contenido óseo, siendo dos minerales cuya proporción en los alimentos y en la dieta puede favorecer o perjudicar su aprovechamiento.

mezclas-perjudiciales-alimentos-calcio-hierroLa proporción entre éstos es la clave: Así, una dieta rica en fosforo provocará una menor asimilación del calcio, reduciendo su absorción, haciendo que parte del calcio de la dieta se desaproveche. Alimentos con una proporción de calcio:fósforo de entre 1:1 y 2:1 serían los ideales para una óptima absorción del calcio, estando la leche dentro de este rango, además de ser una fuente rica en este mineral.

Tener esto en cuenta es importante a la hora de desarrollar una alimentación adecuada para personas con baja densidad ósea o con riesgo de padecer osteoporosis, y explica el porqué de las recomendaciones.

Por su parte, el consumo de ácido fosfórico con los alimentos, presente en muchos refrescos comerciales, favorece la desmineralización ósea, por lo que su consumo está totalmente desaconsejado en personas con huesos con baja densidad, adolescentes, mujeres con menopausia, etc.

 

2.- SUSTANCIAS QUE ARRASTRAN O IMPIDEN LA ABSORCIÓN DE OTROS NUTRIENTES

Del mismo modo, existen moléculas que pueden interactuar con los nutrientes de los alimentos, reduciendo así su absorción, o bien provocar que nutrientes que ya tenemos en nuestro organismo sean desaprovechados. Toma nota de algunos de ellos:

 

CALCIO Y SODIO ¡CUIDADO CON LA SAL!

Una dieta rica en sodio, uno de los componentes principales de la sal común, reduciría los niveles de calcio del organismo, al ambos competir por su resorción -o recuperación- a nivel renal.

Por ello, reducir el consumo de sal podría ser otra práctica beneficiosa en personas con baja densidad ósea, debiendo evitar su abuso así como el de alimentos como los embutidos, los encurtidos, la salsa de soja, los precocinados o los quesos curados, que la presentan en gran cantidad.

 

TANINOS E IONES DIVALENTES, EL PUNTO ASTRINGENTE DEL VINO

mezclas-perjudiciales-alimentos-absorcionLos taninos, presentes en la uva, el vino tinto, las espinacas, el té o el café, son sustancias que poseen propiedades antioxidantes, antiinflamatorias y astringentes, siendo por tanto sustancias vegetales de gran valor.

Pero su consumo junto al de alimentos ricos en hierro, calcio o cobre puede provocar una menor absorción de estos minerales.

Además, reduce la absorción de proteínas, por lo que la mezcla de alimentos ricos en taninos (como el vino, las uvas o el té) con alimentos ricos en proteínas y hierro (como las carnes o el pescado) no es lo más recomendable en casos de anemia o en dietas escasas en proteínas.

 

FIBRA DIETÉTICA: NO TODA PÉRDIDA ES NEGATIVA

La fibra dietética es la parte vegetal presente en los alimentos resistente a la digestión. Su consumo tiene propiedades beneficiosas para la salud, entre los que destacan la reducción del riesgo de determinados tipos de cáncer o la mejora del tránsito intestinal.

Pero la fibra posee también propiedades que pueden hacer que se unan con parte de los alimentos y disminuir la absorción de determinados nutrientes, como ciertas vitaminas y minerales.

Según como se mire, esta propiedad de la fibra también podría ser considerada beneficiosa: Algunos tipos de fibra, como las pectinas o las gomas, interfieren con el colesterol, reduciendo su absorción. El arrastre del colesterol, sales biliares y ciertas sustancias cancerígenas con la fibra tiene un efecto protector para nosotros, algo especialmente acentuado si además se padece hipercolesterolemia, pues de este modo se reduciría la cantidad de colesterol total absorbido.

 

mezclas-perjudiciales-alimentos-fitatos-oxalatosFITATOS Y OXALATOS, ¡MEJOR NO PASARSE CON EL CACAO DE LA LECHE!

Los fitatos y oxalatos son capaces de reducir la absorción de iones divalentes (hierro, calcio, cobre, zinc o magnesio). Se encuentran en el salvado de cereales, el cacao, en ciertas legumbres (como las habas) o en algunas verduras (como las espinacas).

Por ello, si quisiésemos mejorar, por ejemplo, la absorción del calcio, sería preferible consumir los lácteos sin mezclarlos con cacao o con cereales integrales, al menos no siempre, pues de hecho solemos ofrecer a nuestros hijos esta mezcla con mucha frecuencia en sus desayunos y meriendas.

 

ADITIVOS ALIMENTARIOS, ÚTILES PERO…

Hay muchas razones por las que es recomendable evitar o reducir el consumo de alimentos con determinados aditivos en su composición.

Con respecto al caso que nos ocupa, los hay cuyo consumo puede reducir la absorción de nutrientes, como los sulfitos -E-220-, presentes en gran cantidad de alimentos procesados como las conservas, congelados de pescado o bebidas alcohólicas, y cuyo consumo ya en bajas dosis hace inactivas vitaminas del grupo B.

Pero el caso más curioso y paradójico es el del E-385 o EDTA, usado en conservas en tarros de legumbres y verduras, con la capacidad de reducir la absorción de hierro. ¡Todo lo contrario a lo que desearíamos a la hora de tomar legumbres, ¿no es cierto?!

 

3.- BASES BIBLIOGRÁFICAS Y LECTURAS RECOMENDADAS

– Gil Hernandez, A. Tratado de Nutrición, tomo I. Bases Fisiológicas y Bioquímicas de la Nutrición. Editorial Médica Panamericana. Mayo 2010.
– Gil Hernandez, A. Tratado de Nutrición, tomo II. Composición y Calidad Nutritiva de los Alimentos. Editorial Médica Panamericana. Mayo 2010.
-www.aditivos-alimentarios.com

 

Sergio Carmona Torres
Dietista-Nutricionista